Testimonios

Nada mejor que compartir testimonio, el sentir y la experiencia de quienes han experimentado un proceso de Coaching.

Porque el compartir nos enriquece a todos.

 

 

Testimonio de M.T. F.

Mi testimonio: No sabía hacia dónde tirar, sabía que algo debía cambiar pero un montón de miedos, o simplemente este recurso que utilizamos para recular, para no hacer aquello que debemos hacer, eran la excusa perfecta para mi mente, pero no para mi cuerpo que se rebelaba ante mi pasividad: "El cuerpo es sabio".

¡Qué absurdo el querer mentirse a uno mismo!, el forzarse en ver las cosas desde otro prisma cuando la evidencia es tan clara. Fui consciente de que necesitaba ayuda, que necesitaba un cambio y empecé mi proceso y ante mis propios "miedos" opté por el Coaching.

Fue enriquecedor. Profundicé en mí, en quién soy, en lo que realmente vale la pena en mi vida, lo realmente importante, mis valores, mis deseos. De repente se te remueve el cuerpo y la mente, lo vivido, la experiencia, el pasado y el presente...Y hasta me miré en el espejo, en uno de verdad. Allí algo más que mi reflejo. Podría decirte muchas cosas pero me lo reservo, te invito a mirarte, a aceptarte, quererte y proyectarte. ¿Qué ves?.

Las formas de ver las cosas, el saber poner límites, hacia dónde tirar, en definitiva:

Elegir...Elegir es un verbo de peso, importante, entorno a esas elecciones gira nuestra vida.

TestimoniosHacer lo que queremos dentro del respeto a uno mismo y a los demás es algo perfecto en una sociedad en la que la mayor parte de las cosas nos las imponen. En mi faceta privada ¿qué quiero?, entonces, ¿qué elijo?. El coaching me ayudó a conocerme más y desde luego a plantearme muchas preguntas y a cuestionarme cosas, aunque algunas ya tenían su respueta más que evidente.

Normalmente solo vemos lo que queremos ver; tanto es así, que a veces lo vemos donde no está -Eric Hoffner

Patricia, mi Coach, sacó cosas de mi interior, primeramente me hizo ver mi abanico de oportunidades. Me enseñó a poner límites en mi vida personal y profesional. A ver las cosas desde el prisma de mis ojos, a través de mi experiencia y de mis pensamientos, de mis reflexiones y las de nadie más. Capaz de sacar lo mejor de mi, fue mi guía en el complejo y para nada fácil proceso de cambio y así poder alcanzar esos objetivos perseguidos; y os aseguro que el camino en sí es de lo más gratificante.Todo está en ti.

Feliz de ser como soy y de perseguir lo que quiero hacer, elegir cómo hacerlo, alcanzando mi objetivo, o visto de otro modo, alcanzando un sueño con el placer de disfrrutarlo...Ahora mi cuerpo y mi mente están en perfecto equilibrio.

Gracias Patri.

"A lo que a la oruga le llama el fin del mundo, el maestro le llama: una mariposa".
— Richard Bach

19/10/2015

Escrito por M.T.F

Testimonio de Victoria

Mi testimonio: Quiero compartir con todos vosotros mi testimonio y dar las gracias a mi coach, Patricia Amoedo, porque conseguí darle un cambio a mi vida, para mi, muy importante y que además cuando llegue a ella creía imposible. 

En 2014, el año pasado decidí darle un cambio a mi vida, pero no sabía como hacerlo. Gracias a mi coach, me superé y el proceso me ayudo a deshacer mis bloqueos que arrastraba de mi vida pasada y que continuaban conmigo en el presente.

En las sesiones me centre en conseguir mis objetivos, algunos ya cumplidos y otros en proceso:

- Conseguí valorarme como me merezco, subir mi autoestima y así sentí que los bloqueos desaparecían de mi vida. Y este punto, supuso un antes y un después  para continuar con mis otros objetivos.

- Una de mis grandes ilusiones era poder bailar, escuchar música y conocer gente. Desde mis 16 años no había vuelto a bailar por distintas circunstancias de mi vida. Patricia, me hizo ver que si lo deseaba y lo quería, tenía que ser yo la que diera el paso, la que fuera a por ello. Y así lo hice, di el primer paso y ahora doy todas las semanas muchos pasos de baile en mis clases, donde además disfruto de la compañía de personas maravillosas con las que bailo y me río como nunca.

- Estos puntos, valorarme, subir mi autoestima e ir a clases de baile, acabaron con mi timidez y mejoraron mi estado general de salud.

 testimoniosAcabaron con mi timidez. Me sorprendo a mi misma cuando me veo bailando feliz y contenta, charlando y comentando sobre la vida, con personas con las que apenas comparto más que la pasión y el gusto por el baile y la música. Un logro teniendo en cuenta que lo mío en grupo siempre fue la callada por respuesta y el escuchar más que el hablar. Siempre discreción para no salir de mi "cómoda timidez".

 Y mejoraron mi estado de salud, me encuentro muchísimo más ágil, he bajado peso y me siento bien conmigo misma cuando me miro al espejo. Tened en cuenta que ya no soy una niña, ya disfruto de nietos. Y el cuerpo se oxida rápido y no es lo mismo trabajar toda la vida como una burra, que bailar toda la vida como una reina. Cosa, esta última, que yo no hacía desde los 16 porque lo que sí hice fue trabajar y trabajar. Como una reina no me trate a mi misma.... pero ahora estoy en ello.

No me enrollo más. La experiencia ha sido fantástica para mi. Pena no haber ido antes, junto a mi Coach.

Me siento segura por todo lo superado y por las nuevas elecciones hechas que tantas alegrías me están dando, soy la dueña y señora de mi vida.  Y seguiré planificando la manera de lograr nuevos objetivos junto a mi Coach.

Gracias Patricia.

23/10/2015

Escrito por Victoria

Testimonio de Marta

Mi testimonio: La primera vez que escuché hablar de coaching pensé que eso no encajaba conmigo, “tengo amigos con los que desahogarme, y eso basta”, pensè… Obviamente no sabía de lo que estaba hablando. La ignorancia a veces es muy atrevida.

Mi primera toma de contacto fue casual, como estas cosas que no entiendes de qué van pero a la vez sientes una enorme curiosidad por saber de qué tratan. Había escuchado que era la llave a la solución de muchos problemas, que hacía que te sumergieras en lo más profundo de ti mismo hasta el punto de desenredar todo aquello que te perturbara.

Recuerdo aquel día en el que tras contestar una serie de preguntas simples y directas, por primera vez en mi vida fui consciente de lo que realmente estaba haciendo, del camino que estaba tomando, de la dirección que había seguido, de todo lo que había hecho y estaba haciendo por obligación, y sobre todo, de lo que fui dejando caer en el olvido por no querer o no saber enfrentarme al fantasma del “miedo a no poder”.

Testimonio de MartaLa sensación que experimenté en ese preciso instante es difícil de explicar. Es como si mi vida se frenase en seco, me hubiese sacado la venda de los ojos y me hubiese dicho “¿pero qué estás haciendo? Tú tienes el control, adelante”.

En ese momento comprendí aquello que meses atrás había escuchado, el coaching es una gran herramienta que te ayuda a profundizar en ti mismo. No es un simple desahogo, es el conocimiento de tu subconsciente, el mayor aprendizaje sobre uno mismo.

Dos años después puedo decir que mi vida ha dado un giro radical de 180 grados, y considero que ha sido una de las cosas más importantes que he hecho en mi vida. El cambio experimentado a nivel personal, emocional y por qué no, también espiritual, se ha hecho patente hasta el punto de saber que el coaching ha abierto multitud de posibilidades en mi vida que hasta ahora desconocía.

Si tuviera que resumir mi experiencia personal en una sola frase, sería “hasta que lo inconsciente no se haga consciente el subconsciente seguirá dirigiendo tu vida y tú lo llamarás destino”.

Gracias Patricia.

Bea

Ahí va mi testimonio: Patricia es una mujer excepcional, con mucha experiencia y conocimiento de causa, además de mucha energía, que aprovecha sus propias experiencias vitales para ayudar a la gente.

Yo acudí a ella en un momento de máxima ansiedad por el frenético ritmo de vida, de aquí para allá siempre corriendo y notaba que necesitaba analizar qué estaba haciendo o qué no estaba haciendo, que no me estaba sentando bien.

Mediante el coaching, Patricia ayuda a tomar decisiones de cambio trascendentales o simplemente sirve de apoyo o acompañamiento para enfocarse hacia un objetivo.

Comprendí que somos protagonistas de nuestra vida, los actores principales.
Organicé mi tiempo en horas y días por semana para darme cuenta de cuánto tiempo dedicaba a cada cosa, descubriendo que, en mi caso, había muy pocos momentos de relax en mi día a día, de ahí mi nivel de ansiedad y estrés...

Me sirvió de mucho elegir entre una lista muy larga cuáles son los valores principales que me mueven, los cinco principales, para tenerlos muy presentes siempre en cada cosa que hago.

Testimonio de Bea

Fijé un objetivo y de momento no lo cumplí (esa es otra historia), pero el coaching con Patricia me hizo sentirme mejor.

Un beso grande, ya me cuentas,

Bea

Noe

La primera vez que asistí a un curso de este tipo fue con Patri, no sabía ni que existían los coach ni por supuesto a lo que se dedicaban.

Ha sido lo mejor que me ha pasado en la vida.

Patricia Ferrer Amoedo

En hora y media que la escuché se hizo un click en mi mente y durante días le di vueltas a todo lo que interioricé al escucharla, de tal manera que empezaron a aparecer ideas y pensamientos en mi cabeza que jamás me había planteado.

Gracias a Patri he crecido personal y profesionalmente al aprender lo que es la zona de confort, al hacerme ver donde estaba y a donde quería llegar, qué hacer y qué superar para conseguirlo…para mí es un mundo nuevo que me está proporcionando todo lo que quería y no sabía cómo conseguir.

Me ha hecho darme cuenta que la sociedad en la que vivimos nos educa en la comodidad y no en la superación, en los miedos y no en establecer objetivos y superarlos…y me ha influenciado positivamente tanto en mi profesión como en la educación que quiero darle a mis hijos.